Noemí & Antonio

Testimonio

¡¡Un sueño hecho realidad!!
Debido a mi trabajo y a mi peque el organizar mi boda era “casi” misión imposible, y digo casi porque una personita me habló de Andorina, y ahí apareció ella, como un ángel caído del cielo.
Le di total libertad porque viendo sus trabajos no podía salir mal y confiaba plenamente, y no me decepcionó.
Llegó el gran día y todo estaba mejor de lo que me podía imaginar, mirara donde mirara había detalles que me hacían sentir la novia más afortunada .
Gracias , gracias y gracias por hacer ese día inolvidable.

La Boda

Finca: Restaurante Nugolat
Fotógrafos: Sergio Gallegos
Floristería: Taller de flores Margarita
Mobiliario: Pack&things
Cartelería: De suin creaciones

¿Nos casamos?

2 + 4 =